Inicio | General | Un incomprensible hecho delictivo se produjo anoche en la pileta cubierta
CEF Nº32.

Un incomprensible hecho delictivo se produjo anoche en la pileta cubierta

titulo

En ese inevitable transcurrir del tiempo, generador a veces de preguntas sin respuestas, fuimos esta mañana hasta el tradicional natatorio ubicado en el complejo recreativo y deportivo del Centro de Educación Física Nº 32, ubicado en la plaza "Dr. Egidio G. Ciaño". Portando un intangible signo de desconcierto, observamos los numerosos elementos arrojados al espejo de agua por ¡quienes!; ¿cómo denominarlos?. Nos remitimos al hecho concreto: anoche, varias personas ingresaron por una ventana corrediza de vidrio ubicada sobre el lateral que da a la calle Gral. Manuel Belgrano, y sin ningún tipo de preocupaciones se dedicaron a sembrar el amplio y bien conservado espacio donde se practica natación, con todo lo que encontraron a mano.

Una pesada lona; escaleras; elementos relacionados con las competencias; una silla de ruedas. Muchos objetos diversos, pequeños y grandes. Las notas gráficas captadas por LA VERDAD, son elocuentes.

Ahora bien, cumplido el somero y correspondiente detalle del hecho delictivo (no fue una "travesura"), retornamos a observar semejante estropicio con miradas de incredulidad. ¿Quiénes fueron y porqué lo hicieron?. Inevitablemente debe pensarse y creerse en la acción de unos cuantos adolescentes que bajo el efecto del alcohol y de las drogas (falopa en términos populares), acometieron contra un natatorio cubierto que significa un legitimo orgullo para los ayacuchenses.

Se efectuó la denuncia policial correspondiente. Creemos que los agentes del orden se dedicarán a esclarecer este hecho delictivo que a la par del sin-sentido, lleva implícita una serie de tareas harto complicadas para dejarlo nuevamente en condiciones, en clara referencia al largo y costoso cambio del agua debido a que los delincuentes se tomaron el tiempo necesario para dejar incluso sus excrementos.

Nuevamente pecamos en ser reiterativos: ¿por qué; para qué?. ¿Que trastorno emocional impulsa a estas personas a hacer semejante daño por el simple placer de hacerlo?. Seguimos sin entenderlo... 

 

Compartir esta noticia en: | Add to Twitter | | Add to your del.icio.us del.icio.us | Digg this story Digg

Galería de Imagenes

Suscribirse a alimentadores (feed) de comentarios Comentarios (0 publicado):

total: | mostrando:

Publicar tu comentario comment

Por favor introduce el código que ves en la imagen: